lunes, 18 de junio de 2018

Telam: el plan del gobierno para desmantelar la agencia

El plan del gobierno para desmantelar la agencia Télam*
¿EL FIN DE LOS MEDIOS PÚBLICOS?
Las trabajadoras y los trabajadores de la agencia de noticias y publicidad Télam, nucleados en el Sindicato de Prensa de Buenos Aires (SIPREBA), denunciamos la existencia de un proyecto cierto, verificado, de ejecución inminente, destinado a desmantelar un medio público fundamental del Estado argentino, con 73 años de vida, a través de la promoción de despidos masivos y la destrucción de su servicio federal, con el objetivo de terminar de acomodar el ecosistema de medios y modelarlo al servicio del capital concentrado.
El ministro Hernán Lombardi se dispone a ejecutar un drástico plan de destrucción de la agencia: despidos en masa, eliminación de la función publicitaria de la agencia y el feroz disciplinamiento de toda voz en la redacción para poner de rodillas a una agencia y que sea, como nunca antes, una agencia gubernamental y no del Estado. Una agencia al servicio de los funcionarios y no de la sociedad civil. Obediencia o desempleo, es el lema del titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos.
Llamamos a todas las centrales sindicales y asociaciones gremiales de cualquier tradición política a advertir la gravedad de los hechos. Ya no habrá voz del conflicto social ni del conflicto gremial que tenga micrófono.
Convocamos a los colegas y asociaciones de periodistas a reaccionar ante la feroz limitación que el vaciamiento de Télam y su reducción a una expresión mínima, simbólica, supone para la libertad de expresión. Sin trabajadores de prensa, no hay libertad de expresión. Sin medios públicos, tampoco.
Alertamos a los abonados de la agencia, que compran el servicio, a estar en guardia ante los "contenidos periodísticos" que la agencia emitirá -desde usinas clandestinas, ya montadas en otros edificios- en los próximos días, en la ficción de que la empresa no se encuentra en conflicto y que se emite un "servicio informativo". La política del simulacro.
Las trabajadoras y los trabajadores de Télam vamos a defender, como ya lo hicimos ante otros proyectos de cierre en 1996 y 2000 frente a políticas del mismo cuño, la existencia y el valor social de la agencia pública y publicitaria de noticias. En ese sentido, llamamos a todas las representaciones sindicales de Télam a luchar de conjunto por una agencia al servicio de los argentinos.
Porque los trabajadores no somos el problema. Somos la solución.

Comisión Gremial Interna Télam - SiPreBA.

miércoles, 13 de junio de 2018

Ley de aborto: la TV Pública censura lo que sucede frente al Congreso

La TV Pública censura lo que sucede frente al Congreso


En el día de la fecha, la Televisión Pública es el único canal de aire que no muestra las movilizaciones históricas que se desarrollan frente al Congreso de la Nación tanto a favor como en contra de la ley de aborto legal seguro y gratuito. Tampoco pudo contar con móviles en vivo desde el interior del parlamento con entrevistas a los legisladores. La empresa que conduce Miguel Pereira y Emilio Lafferriere, junto al Gerente de Noticias Néstor Sclauzero, decidió retransmitir la señal de diputados, levantando de la programación habitual el noticiero de mediodía (12 a 13), el noticiero central (19 a 20), el de medianoche (0 a 0:30) y los flashes informativos, mientras sostuvo los programas "La tarde del mundial" (17 a 19), "La noche del mundial" (20 a 21), "Partidos mundiales 2010 y 2014" (21 a 22) y "El marginal" (0:30 a 1:30) (ver foto). Es decir, la programación supuestamente "especial" para la cobertura de un debate trascendental deja de ser "especial" en determinados horarios y se decide, puntualmente, levantar las ediciones de los noticieros. 

Los trabajadores y trabajadoras de prensa de la TV Pública estamos convencidos de la relevancia histórica de este debate parlamentario luego de decenas de audiencias públicas en las que disertaron más de setecientas personalidades de la ciencia, la cultura y la política. Un debate que irrumpió en la escena pública con movilizaciones de cientos de miles con pocos antecedentes similares en nuestra historia reciente. Es por eso, que celebramos que exista una transmisión especial y que en buena parte de la programación se muestre lo que sucede en el recinto. Pero eso debe ser complementado con ediciones de noticieros y flashes informativos con entrevistas a los diputados y, sobre todo, el tratamiento de lo que sucede afuera del Congreso. Es por esta razón, que ante el conocimiento de la “programación especial”, nuestra Asamblea propuso a la Gerencia de Noticias, el directorio y la gerencia artística una serie de posibilidades para lograr una cobertura a la altura de las circunstancias (ver foto). Como ya es costumbre y como sucede frente a las reiteradas violaciones de leyes laborales y el avasallamiento de nuestros derechos, la respuesta fue el silencio. La gestión que para afuera pregona diálogo, no escucha ni debate con sus trabajadores y trabajadoras y decide silenciar a la sociedad civil que en el día de hoy se movilizó tanto a favor como en contra de la ley por el aborto libre seguro y gratuito. Resulta sugestivo que justamente un día como hoy, decidan levantar los noticieros cuando lo central en esta jornada son las noticias.

Los trabajadores y trabajadoras de prensa repudiamos este nuevo acto de censura y vaciamiento informativo y vamos a seguir bregando por una TV Pública, en donde verdaderamente, estén presentes todas las voces. 

                 


Trabajadores y Trabajadoras de Prensa de la TV Pública

Sindicato de Prensa de Buenos Aires

SiPreBA

miércoles, 16 de mayo de 2018

Resoluciones Asamblea de Prensa de la TV Pública 16/05/2018

Cuarto intermedio en Estado de Alerta y Asamblea Permanente”

La Asamblea de los trabajadores y trabajadoras de prensa de la TV Pública nucleados en SiPreBA contó con la participación de la delegada gremial de APJ Cecilia Bacchetta, quien relató la situación de persecución que atraviesa, la violación por parte de la empresa de la medida cautelar y el congelamiento  a la que es sometida en una actitud netamente antisindical y en represalia al conflicto que se generó a partir de las políticas de vaciamiento. La delegada recibió el apoyo y la solidaridad de la Asamblea de Prensa que resolvió plantear a todos los trabajadores y trabajadoras de la TV Pública y sus cuatro gremios -SAT SAID, SAL, APJ y SIPREBA- la necesidad de la unidad para impedir el ataque a los derechos sindicales, defender las fuentes de trabajo, exigir el aumento salarial de 2017 tal como se aplicó en el resto de los canales de televisión y pedir por mas trabajo.
También participaron de la Asamblea compañeros y compañeras de la Garganta Poderosa que se solidarizaron con nuestra lucha, se pusieron a disposición y destacaron el rol del noticiero del canal público en distintas oportunidades para acompañar su proyecto periodísticos desde los barrios mas humildes así como las luchas por causas sociales y antirrepresivas que atravesaron en distintas oportunidades.
En lo que respecta a la situación interna del noticiero, la Asamblea resolvió:
-Suspender momentáneamente sólo las medidas de fuerza que afectan la programación para garantizar la emisión de las cuatro ediciones de los noticieros, pasando a un cuarto intermedio hasta el lunes 21/05/2018. Ese día, de no haber respuesta por parte de las autoridades de la empresa a las cuestiones salariales y de convenio que suscitaron este conflicto, retomaremos inmediatamente las acciones gremiales. Ratificamos además la decisión de los trabajadores y trabajadoras de prensa de la TV Pública de defender la emisión de noticias en sus cuatro ediciones diarias, así como también los sábados y domingos, días en los que persiste un apagón informativo impuesto por la gestión que encabeza el ministro Hernán Lombardi.
La emisión de los noticieros de las 00:00 a partir del día de la fecha, sin la cantidad de horas de trabajo para garantizar la correcta operatividad, ni del personal necesario, producto de jubilaciones que generaron vacantes que no fueron cubiertas, solo será posible en base al esfuerzo de los compañeros y en detrimento del resto de las emisiones de noticieros, en particular del noticiero central de las 19, que contará con una dotación menor, con el consecuente impacto en la pantalla.
El lunes próximo, en horario a definir, se realizará una nueva Asamblea para resolver colectivamente las próximas acciones para seguir la lucha por nuestro salario, nuestras condiciones laborales, contra la persecución y en defensa del canal público.

COMISIÓN INTERNA TV PÚBLICA
SIPREBA




jueves, 10 de mayo de 2018

LOMBARDI MIENTE, PEREIRA INCUMPLE Y SCLAUZERO CENSURA

¿Por qué no está hoy al aire el noticiero de la TV Pública?

LOMBARDI MIENTE, PEREIRA INCUMPLE Y SCLAUZERO CENSURA

Se profundiza la proscripción de periodistas, el ajuste y el vaciamiento de la pantalla

El ajuste en la TV Pública no sólo ataca a los trabajadores, que mientras somos víctimas de los tarifazos, la devaluación y una inflación que ya superó las estimaciones del 15%, tenemos que soportar el cínico "ofrecimiento" de paritaria cero para "compensar" los efectos inflacionarios de 2017, así como un recorte ilegal de nuestros salarios. El ajuste en los medios públicos debe traducirse sin eufemismos como censura porque, por ejemplo, ayer no se cubrió la media sanción que diputados dio a la ley para frenar los tarifazos ni las movilizaciones realizadas frente al Congreso de la Nación, por decisión de Sclauzero. Así sucede diariamente con múltiples hechos relevantes, en un canal nacional que reduce su alcance solo a lo que sucede en la Ciudad de Buenos Aires porque no realiza ninguna cobertura en otras ciudades del país ni en el exterior, sin importar su trascendencia. Esto contrasta, como ya denunciamos, con el nombramiento sin concurso de periodistas amigos con sueldos por arriba de los 100 mil pesos, y familiares de funcionarios y auditores puestos a dedo por el PRO como asesores y secretarios.


La gestión que encabeza Hernán Lombardi, en lugar de tratar de destrabar un conflicto que generó deliberadamente hace meses a partir del ajuste y el vaciamiento del canal estatal, solo se esfuerza en perpetuar esta grave situación, poniendo en riesgo una programación que ya de por sí es pobrísima, llena de enlatados, producciones tercerizadas y que por primera vez en décadas ni siquiera tuvo lanzamiento oficial, por no tener casi nada que ofrecer ni destacar.

Hace veinte días, el presidente de RTA, Miguel Pereira, junto al vicepresidente Emilio Lafferriere se comprometieron ante nuestra Comisión Interna a garantizar el trabajo de los periodistas de la web que días antes habían sido proscriptos y congelados por esta gestión, acuerdo que hasta ahora incumplieron sin dar explicaciones, ya que ningún funcionario o representante de la empresa se dignó a tener un mínimo diálogo con los trabajadores. En una política que cuenta con la complicidad activa del gerente de noticias y presidente de FOPEA, Néstor Sclauzero, vuelven a violarse los convenios colectivos y el Estatuto del Periodista Profesional, y siguen manteniendo la proscripción laboral de los periodistas que hasta el 21 de marzo de este año trabajaban para la página web del canal, y que fueron corridos y congelados sin ningún pretexto, lo cual hace suponer que es una respuesta directa al conflicto gremial, es decir una persecución ideológica y sindical.

Hernán Lombardi miente cada vez que aparece en las pantallas privadas financiadas con pauta oficial, como el último domingo en el programa de su amigo Luis Majul donde dio datos falsos sobre el contrato entre la TV Pública y la empresa privada Torneos para el mundial. Allí, tal como publicó Página 12 en el día de ayer, RTA no gastará "un 600% menos" que en el último mundial, algo matemáticamente imposible, sino que además de los 8 millones que difunde el ministro Lombardi, gastará otros 2 millones por costos de producción que debiera compartir con la empresa privada y no cubrir de manera exclusiva el Estado. A su vez, las ganancias por la comercialización de esos partidos, hasta los cinco millones de dólares, serán íntegramente para Torneos. Un negocio redondo... para la empresa privada cuyos dueños están presos en Estados Unidos. Como agravante, el contrato impide a la TV Pública transmitir la mitad de partidos del mundial, entre ellos algunos relevantes de cuartos y octavos de final, a diferencia de lo que sucedió hace cuatro años cuando los medios públicos transmitieron íntegramente el mundial de Brasil. Además, la cobertura estará totalmente condicionada, ya que Torneos decide con qué periodistas se realizará y el contenido de los programas. Por último, los pocos profesionales que viajan del canal estatal realizarán sus tareas de manera flexibilizada, ya que la gestión decidió deliberadamente violar los convenios laborales y, lo que no sucedió nunca en la historia de Canal Siete, sin ningún periodista del noticiero, en un claro cercenamiento y discriminación del área de Noticias.

Por todo esto, porque se sigue violando nuestro convenio colectivo e implementando una reducción salarial totalmente ilegal, porque no hay diálogo ni en la TV Pública ni en el Sistema de Medios Públicos, es que los trabajadores de prensa agrupados en el SiPreBA volvemos a realizar una retención de tareas que afecta la programación del canal.

BASTA DE MENTIRAS, CENSURA Y AJUSTE EN LA TV PÚBLICA
POR UN CANAL PÚBLICO PLURAL, DEMOCRÁTICO Y FEDERAL


Asamblea de Trabajadores de Prensa TV Pública
SiPreBA


martes, 17 de abril de 2018

Miente, miente, que algo quedará

Ante los dichos del ministro Hernán Lombardi a Página 12

El titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos públicos vuelve a incurrir en la mentira como único método para tratar de tapar el sol con un dedo y ocultar la realidad: el vaciamiento de los medios públicos que promueve desde el año pasado cuando cesanteó cientos de trabajadores de las señales digitales, continuó con decenas de despidos en Radio Nacional y luego con el ataque a los derechos laborales en la TV Pública. Como lo explicamos en reiteradas oportunidades mediante comunicados y resoluciones de Asamblea votadas por todos los trabajadores y trabajadoras de prensa de la TV Pública y nuestro sindicato SiPreBA, la austeridad de Hernán Lombardi es solo para la pantalla, los televidentes y los trabajadores, y contrasta con el despilfarro de su gestión en contratos de cientos de miles de pesos para periodistas amigos, parientes de funcionarios, empresas privadas –productoras, consultoras- mediante las cuales terceriza funciones que podrían realizarse en el canal con recursos propios. 
Lombardi sostiene que “parte de la conducción de SiPreBA (SIC) no solo no defienden sino que ponen en riesgo” los medios públicos. Y agrega que trabaja dentro del Estatuto del periodista del año `74. En primer lugar, el Estatuto del Periodista es una ley promovida por Perón en el año 1946 y aprobada en 1947. El convenio colectivo de trabajo es del año 1975. Lo que el ministro llama privilegios son los derechos que se cumplen en todos los canales de TV, públicos y privados. Pero el ministro pretende imponer a través de la extorsión y la violencia, la reforma laboral que el Congreso de la Nación no votó. Y lo hace con una campaña pública para que luego avancen por el mismo camino los medios de comunicación privados. Es por eso que la pelea que desde enero venimos dando en la TV Pública cuenta no solo con el apoyo de todos y todas las trabajadoras del noticiero de Canal Siete que votan y acompañan las medidas de fuerza con un consenso y acatamiento total, sino también de los delegados, comisiones internas y asambleas de canales privados como Canal 13- TN, Telefé, América TV y Telam audiovisual (ver foto). 
Lo que Lombardi pretende ocultar son sus negocios con productoras o empresas privadas como el contrato para el mundial con Torneos y Competencias que condicionó toda la cobertura, impone qué periodistas pueden preguntar y quiénes no, cómo se debe transmitir, tomando decisiones artísticas, editoriales y profesionales que deberían tomarse en el canal público. 
Los trabajadores nunca tuvimos “posiciones rígidas” como el ministro llama a la defensa de nuestros derechos laborales. Pero una negociación no puede darse bajo la extorsión ni la quita ilegal de derechos como actualmente sucede con los artículos 71 y 36 de nuestro convenio que de un día para el otro y de manera intempestiva y unilateral la empresa definió dejar de liquidar como represalia por el conflicto gremial.
Lombardi habla de pluralismo pero su ajuste se traduce en censura. Entre otras noticias que no tuvieron cobertura en el canal público, se proscribió una audiencia convocada por SiPreBA en donde mas de diez diputados de todos los bloques de oposición se expresaron contra el vaciamiento de los medios públicos. 
Lombardi habla de respeto pero en la TV Pública corrió de su puesto de trabajo a la delegada gremial de APJ Cecilia Bachetta e incumple una medida cautelar de la justicia que exige que la reincorporen en el lugar que corresponde. 
Lombardi también incumple la ley 26522 al sostener una programación que tiene una minoría de contenidos propios y hoy está prácticamente privatizada.
Los trabajadores y trabajadoras de la TV Pública no aceptamos extorsiones ni difamaciones. Queremos dialogar con honestidad y respeto. Si hoy funcionarios como Lombardi pueden decidir los destinos de un medio como Canal Siete es porque los trabajadores dieron una enorme pelea, en algunos casos poniendo nuestras casas en garantía, para que su frecuencia no se privatice y el canal no pase a manos privadas. Sería bueno que en lugar de las amenazas atienda los reclamos, cumpla las leyes laborales y su rol de funcionario público con responsabilidad. 

Asamblea del Noticiero de la TV Pública
Comisión Interna SiPreBA TV Pública
Comisión Directiva SiPreBA

martes, 3 de abril de 2018

LOMBARDI REDOBLA LA APUESTA:
PERSECUCIÓN DE PERIODISTAS EN LA TV PÚBLICA


Los trabajadores y trabajadoras de prensa nos encontramos en una retención de tareas con permanencia en nuestros puestos de trabajo como respuesta a la persecución que sufre el sector web de noticias y, por lo tanto, todo el noticiero. De un momento a otro, sin mediar palabra ni razón que justifique la medida, por orden directa del titular del Sistema de Medios Públicos, Hernán Lombardi; del presidente de RTA, Miguel Pereira; y del vicepresidente, Emilio Lafferriere; a los periodistas que hasta el miércoles 28 de marzo a las 19 realizaban sus tareas para la web del noticiero de la TV Pública les sustrajeron las claves de acceso, les impidieron seguir realizando su trabajo y les notificaron luego que no cumplían funciones en el sector web del canal; ni ellos ni otro periodista del noticiero del canal.
Es una clara represalia por el conflicto sindical que tenemos con las autoridades de la empresa desde principio de año, generado por una brutal reducción salarial del 50%, la violación ilegal de convenios colectivos y el vaciamiento del canal, que dejó sin tareas a cientos de trabajadores y a partir del cual se redujo drásticamente la producción propia así como la emisión y cobertura de noticias, llevando al canal a la mínima expresión, privatizándolo de manera encubierta y atacando el derecho a la información pública.
Aunque a esta altura nada nos sorprende, debemos remarcar la paradoja de una gestión que hacia el afuera utiliza como eslogan el “todas las voces” pero hacia adentro persigue y ataca a los trabajadores que se organizan y defienden sus derechos. Una web de un canal público sin periodistas -quienes hasta ayer subían noticias sin ningún problema- es sencillamente una anomalía y se contrapone con lo que esta misma gestión propuso hasta el miércoles de la semana pasada.
La primera consecuencia de una web sin periodistas no es otra que la censura. De esta manera, personal tercerizado y/o por fuera de una ley nacional como el Estatuto del Periodista Profesional (con cláusula de libertad de consciencia que no desconoce la línea editorial impuesta por las autoridades pero que protege al periodista), así como del área de Noticias del canal, discriminará los contenidos periodísticos de los noticieros y definirá cuáles deben subirse a Internet y cuáles no, convirtiéndose en un censor de la información pública.
No hay ningún motivo profesional ni laboral mediante el cual la empresa podría justificar esta política más que el ensañamiento con quien se organiza gremialmente, su persecución y censura. En los portales web privados más importantes de nuestro país, como Infobae, Clarín.com, Perfil.com o Telefé Noticias, así como en medios públicos como Télam y hasta hace días también la TV Pública, trabajan periodistas.
Exigimos que el Gerente de Noticias y presidente de FOPEA, Néstor Sclauzero, y el subgerente, Jorge Goldenberg, se pronuncien al respecto. De lo contrario, quienes debieran defender el rol de los periodistas en el sector Noticias de la web se convertirán automáticamente en coautores de este ataque a la libertad de expresión y el derecho a la información pública en las plataformas digitales y redes de la TV Pública.
Rechazamos la intimidación, la persecución y la censura.

Buenos Aires, 3 de abril de 2018

Trabajadores de Prensa de la TV Pública

SiPreBA- Sindicato de Prensa de Buenos Aires

lunes, 2 de abril de 2018

#MalvinasArgentinas

#MalvinasArgentinas
A 36 años de una guerra injusta promovida por el imperialismo inglés y la dictadura argentina, los trabajadores de prensa de la TV Pública nos sumamos a esta jornada de conmemoración honrando a los combatientes, héroes y mártires de Malvinas, y exigiendo por nuestra soberanía: ¡las Malvinas fueron, son y serán Argentinas! 
Además, queremos recordar y destacar que la mayoría de los pocos registros audiovisuales que hoy circulan en diferentes canales y producciones para recordar la guerra de Malvinas fueron grabadas y producidas por trabajadores de Canal Siete, que arriesgaron su vida para obtenerlas, con profesionalismo y patriotismo. Uno de esos compañeros aún trabaja en el noticiero de la TV Pública y, en lugar de recibir un reconocimiento por parte de las autoridades, es víctima, como todos nosotros, del vaciamiento y la difamación pública que promueve el ministro Hernán Lombardi. 
Como consecuencia de esas políticas, el viaje histórico a las islas realizado la semana pasada es el primero en años en el que la TV Pública no está presente. 
Aquellas imágenes producidas en Malvinas fueron resguardadas y luego digitalizadas por trabajadores del archivo del canal estatal, en el cumplimiento de  funciones que en la actualidad son abiertamente boicoteadas por esta gestión. Con políticas como las de Hernán Lombardi, en estos 36 años el material se hubiese degradado y perdido como actualmente se está perdiendo. Estas imágenes integran el patrimonio histórico del Estado y nos permiten ejercer la memoria y el reconocimiento a los héroes de Malvinas todos los días.
Por último, no desconocemos el rol que tuvo ATC como aparato de propaganda del genocidio que implicó la última dictadura cívico militar y el terrorismo de Estado, inclusive durante la guerra. En ese entonces, también fueron los trabajadores quienes se opusieron, en mas de una oportunidad, a determinadas políticas, lo que en algún caso les costó el puesto de trabajo a compañeros. 
Eso no nos impide reconocer a los trabajadores que realizaron tareas periodísticas en Malvinas a quienes en esta fecha también queremos homenajear.

¡Gloria a los héroes de Malvinas!

¡Las Malvinas son Argentinas! 

Trabajadores de Prensa de la Televisión Pública
SiPreBA- Sindicato de Prensa de Buenos Aires